Hablando de... desmaquillantes de Mádara

Hablando de... desmaquillantes de Mádara

En el post de hoy vengo a hablaros de los productos que estoy utilizando últimamente para desmaquillarme el rostro. Aunque son dos productos, ambos corresponderían al primer paso de la doble limpieza, que siempre la suelo realizar por la noche.

Por si alguien no sabe qué es esto de la doble limpieza, a grandes rasgos, consiste en limpiar dos veces el rostro, el primer paso sería utilizando productos en base aceite (como pueden ser aceites, mantecas o bálsamos desmaquillantes), que nos van a ayudar a eliminar todo el maquillaje, spf o polución de nuestro rostro. El segundo paso de la doble limpieza se realizaría utilizando productos en base agua, como pueden ser los geles limpiadores, consiguiendo así dejar nuestra piel completamente limpia y lista para aplicar los productos de tratamiento.

Dicho esto, quería hablaros de los dos productos que estoy usando desde hace un tiempo para el primer paso de la doble limpieza, un bifásico para limpiar los ojos y un aceite desmaquillante para el rostro, ambos de Mádara, porque creo que merecen mucho la pena y no son productos que vea muy a menudo por redes sociales, de hecho ¡poco se habla de ellos!

Bifásico desmaquillante de Mádara

¿Qué nos dice la marca?

Lleva tu piel a la zona de descanso con este desmaquillante bifásico suavizante, natural y certificado. La fase de aceite sedoso hace frente a las tareas más desafiantes sin esfuerzo, disolviendo los colores difíciles, el maquillaje de larga duración y el protector solar mineral, mientras que la fase de agua ultra purificante lo elimina para siempre.

Impregnado con ácido hialurónico y agua de rosas, así como con aguas florales de hamamelis y aciano, la eficaz fórmula suaviza, calma y equilibra la piel, calma la inflamación, cierra los poros y aumenta la hidratación.

¿Qué ingredientes tiene?

Aloe Barbadensis (Aloe) Leaf Juice, Isoamyl Laurate, Glycerin, Butylene Glycol, Aqua, Centaurea Cyanus (Cornflower) Flower Extract, Hamamelis Virginiana (Witch-hazel) Leaf Water, Rosa Damascena (Rosa) Flower Water, Sodium Chloride, Tocopherol, Sodium levulinate, Sodium Benzoate, Caprylyl/Capryl Glucoside, Sodium phytate, Lactic Acid, Chamomilla Recutita (Camomile) Flower Extract, Sodium Hyaluronate, Ginkgo Biloba (Ginkgo) Leaf Extract, Citric acid, Potassium Sorbate

¿Cómo es el producto?

Es un producto que viene en un envase de plástico transparente, con un tapón de rosca, en su interior el líquido tiene dos fases, una acuosa y otra oleosa, que tenemos que mezclar antes de usar, para que así, se cree una emulsión que consiga eliminar los restos de maquillaje, fundamentalmente para ojos y labios, que es para lo que está pensado este producto.

Tiene un aroma muy rico, no sé explicar a qué huele, me recuerda a otros productos y nunca he sabido identificarlo. De todas formas, es muy agradable y no es muy fuerte, así que no creo que sea un problema para nadie.

Las dos fases se mezclan fácilmente y, además, funcionan a la perfección. Elimina el maquillaje sin problemas, incluso la máscara de pestañas waterproof.

¿Qué tal mi experiencia al utilizarlo?

Antes de nada, os cuento que, realmente, no soy muy fan de utilizar este tipo de productos, más que nada, por practicidad. Me gusta utilizar un bálsamo desmaquillante o un aceite desmaquillante que elimine el maquillaje de rostro y ojos para así no tener que hacer un paso más y tardar menos tiempo, sip, ¡el tiempo es oro! Sin embargo, compré este bifásico porque siempre me gusta tener alguno en casa, sobre todo si hago un maquillaje más cargado o para algunas máscaras de pestañas un poco más rebeldes, así que decidí darle caña a este bifásico porque estoy en modo ‘gastar’ y, tengo que decir que me está encantando.

Es un producto respetuoso con la piel, mis ojos son un poco ‘exquisitos’ y, a veces, deciden irritarse, sobre todo la piel del párpado. Con este producto no me ha pasado. Elimina perfectamente todo el maquillaje, no deja ni rastro de la máscara de pestañas. No me escuece en los ojos y no crea ningún tipo de neblina. El aroma es muy rico y hace que el ratito de utilizarlo sea muy agradable, aunque, si tuviera que ponerle una pega, es que me da la sensación de que se gasta muy rápido. En general, creo que siempre ‘abuso’ de este tipo de productos, es decir, utilizo más cantidad de la que realmente podría necesitar, y, aunque su precio no es excesivamente caro, hay otros en el mercado que me funcionan igual de bien y cuestan mucho menos.

Melting cleansing oil de Mádara

¿Qué nos dice la marca?

Este suave limpiador a base de aceite purifica profundamente y delicadamente tu piel, derrite el maquillaje, la base de larga duración y el protector solar mineral.

Formulado con suaves agentes de limpieza, vitamina E, aceites de onagra y almendras, nutre y suaviza la piel. Elimina las impurezas sin irritar la piel o quitar su barrera protectora natural.

Especialmente beneficioso para pieles secas, deshidratadas, estresadas, frágiles y envejecidas. El aceite se derrite al contacto con el agua, fácil de aclarar. Deja tu cutis limpio, lujosamente suave y nutrido. Adecuado para usar alrededor de los ojos.

¿Qué ingredientes tiene?

Caprylic/Capric Triglyceride, Glycerin, Helianthus Annuus (Sunflower) Seed Oil, Aqua, Sucrose Laurate, Sucrose Palmitate, Aroma, Alcohol, Tocopherol, Titanium Dioxide (CI 77891), Mica ( CI 77019 ), Oenothera Biennis (Evening Primrose) Oil, Prunus Amygdalus (Almond) Dulcis Oil, Glycosphingolipids, Glycolipids, Benzyl Salicylate, Citral, Limonene

¿Cómo es el producto?

El producto viene en un tubo de plástico, con un tapón de rosca, me gusta porque estos envases, al estar ‘boca abajo’, siempre sale producto cuando lo abres, pero, en este caso, he tenido que tenerlo mucho tiempo guardado al revés porque, al quitar el tapón, empezaba a salir producto. Quitando esta pequeña pega, que no creo que pase siempre, el resto de cosas son todas maravillosas. Propiamente, el envase, esta genial, porque lo puedes cortar y aprovechas hasta la última gota de producto.

La textura es bastante densa para ser un bálsamo, pero el truco está en cómo utilizarlo, y es que funciona infinitamente mejor si humedecemos un poco el rostro. Si no lo hacemos, cuesta mucho deslizar el producto por el rostro, pero con este truqui, el bálsamo es maravilloso. Además, tiene unas chispitas que reflejan la luz y, aunque sea la mayor tontería del mundo, aporta también placer visual al utilizarlo.

El aroma de este producto es increíblemente rico, huele super bien y es un gustazo utilizarlo.

Cumple bastante bien su función, limpia la piel perfectamente y los ojos, aunque haya que insistir un poco más, también. Si llevas el ahumado negro de la vida, pues posiblemente necesites ayuda de otro producto o, tal vez, repetir el proceso un par de veces, pero para maquillajes diarios, con delineado, máscara de pestañas, labios fijos mate rojos… Puede con todo esto.

¿Qué tal mi experiencia al utilizarlo?

La primera vez que utilicé este limpiador me llevé un chafón importante, las cosas como son. Tiene una textura super densa y, al menos a mí, me cuesta mucho de deslizar por el rostro. Pensé ‘madre mía qué castaña he comprado’. Entonces, consulté la página web de la marca, leí la información del producto y vi que te recomendaban utilizarlo con el rostro ligeramente humedecido. ¡Qué diferencia! La noche y el día. Lo que hago es pulverizar con agua el rostro y después ya masajeo el bálsamo sobre la piel.

Es super agradable de utilizar, tiene un aroma increíble y elimina perfectamente maquillaje, incluso mascara de pestañas, así que podría utilizarse como único producto de desmaquillado.

En mi caso, no me crea neblina ni me escuece en los ojos, así que perfecto.

¿Qué precio tienen y dónde pueden comprarse?

El bifásico desmaquillante de ojos tiene 100 ml y su precio es de 17,50 euros. Por su arte, el aceite desmaquillante, también tiene 100 ml y su precio es de 18,95 euros.

Ambos productos pueden comprarse en tiendas y webs donde vendan la marca, o directamente en su propia web, que tengo que decir que funcionan muy bien y nunca he tenido problemas, aunque, generalmente, esta marca suelo comprarla en Laia Martin Shop, que me encanta su tienda, ella y el amor que le pone a los pedidos.

Como conclusión…

Ambos productos me parecen muy buenos, con ellos conseguimos eliminar a la perfección todo el maquillaje y suciedad que podamos tener en el rostro. Soy muy fan de utilizar aceites o mantecas desmaquillantes que sirvan para todo el rostro. En este caso, el aceite desmaquillante de Mádara serviría perfectamente. El bifásico me funciona muy bien, no escuece en los ojos, pero me da la sensación de que no cunde mucho, así que es un producto con el que no repetiría, tengo otras opciones más económicas que me funcionan igual de bien.

Sin embargo, ya tengo repuesto del aceite desmaquillante.

Y hasta aquí el post de hoy, ¿conocíais estos productos? ¿habéis probado alguno de los dos? ¿Qué producto utilizáis vosotros para el primer paso de la doble limpieza?

Gracias por leerme! 😉

3 Comments
  1. Estoy conociendo la marca gracias a las entradas que le estás dedicando en el blog y le tengo muchas ganas, ojalá pronto pueda probar algo. Aunque creo que me quedaría con el aceite desmaquillantes más que con los productos que muestras, porque soy la loca de los aceites, jefe

    1. Hola! El aceite funciona super bien, me encanta el aroma y cómo desmaquilla, eso sí, mejor con el truco de humedecer el rostro. Mádara es una marca que me llamaba mucho la atención y me he puesto a probar sus productos como una loca :), unos me han encantado y otros han pasado sin pena ni gloria. Gracias por tus palabras, bonica!

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.