Maquillaje de verano 2019

Maquillaje de verano 2019

¡Ya estamos de vuelta después de vacaciones! En el post de hoy vengo a hablaros del maquillaje al que más he recurrido en estas semanas de vacaciones, aunque siendo sincera, no han sido demasiados días los que he utilizado los pinceles, pero los días que lo he hecho, ha sido con looks similares al que os traigo hoy.

También deciros que no me he llevado demasiados productos de maquillaje, aunque me cueste un montón, soy consciente que después no voy a usar ni la mitad, así que intento ser práctica y reducir el neceser al mínimo.

En esta ocasión, en cuanto a base de maquillaje, me he llevado una que no ha aparecido demasiado por aquí ni por Instagram, pero presiento que estos próximos meses os hartaréis de ver. Se trata de la Serum foundation de The Ordinary, y sí, como podéis ver, llevo dos tonos, de esta forma, iba adaptando la mezcla entre ellos conforme he ido cogiendo un poquito de color.

Mi tono de invierno es 1.2N y si añado unas gotas del tono 2.0P consigo adaptarlo a mi bronceado actual. A pesar de que ambos tonos se vean muy amarillos/anaranjados en los swatches, una vez mezclados y aplicados sobre el rostro quedan integrados perfectamente, dejando un aspecto muy natural.

El corrector del verano ha sido el Flawless concealer de Elf. Sigo buscando donde comprarlo online desde España, pues lo compré en mi visita a Londres, y todavía no lo he encontrado. Por eso no os he hablado mucho sobre él, pero ha llegado el momento de que lo conozcáis en profundidad porque creo que este corrector es la caña para las ojeras más secas.

Mi tono es el médium peach, aunque en invierno ligeramente oscuro, me encanta el efecto. Ahora ya se me estaba quedando un pelín clarito, así que ahora tiraré de otros correctores que tengo por casa más oscuros.

Con estos calores, me gusta sellar un poco la zona de la nariz y la barbilla, para evitar que salgan brillos con el paso de las horas. Para ello, utilizo los polvos Translucent Crystal de Nars, unos polvos que llevan conmigo unos cuantos años y ahí están, aguantando, no se acaban en la vida. Es cierto que uso muy poco producto y solo durante unos cuantos meses al año.

El resto de productos de rostro son los que contiene la paleta Naked Flushed de Urban Decay en el tono Sesso, la compré hace unos años y me parece un producto perfecto para llevar de viaje, pues tienes bronceador, colorete e iluminador todo en uno. Os dejo aquí el post que escribí sobre ella hace un tiempo, para que la podáis ver mejor.

Pasando a los ojos, este año tenía claro qué paleta se iba a venir conmigo, ¡mi última adquisición! Pero no solo por ser la última en llegar a casa (y ya sabéis lo que nos pasa con las cosas recién llegadas… ¡que queremos usarlas a todas horas!), sino porque tiene un tamaño perfecto para llevar a cualquier parte. Es súper compacta y tiene una buena variedad de tonos. Estoy hablando de la Voyageur Palette de Nars en el tono Quarzt. Eso sí, esta paleta no tiene sombras mate, da igual, no me han hecho falta, me he apañado muy bien con ella.

Estas sombras pueden usarse tanto en seco como en mojado pero, si os digo la verdad, no las he probado en mojado todavía, ya os contaré cuando lo haga… Para ayudar a que las sombras me duraran más tiempo sin hacer pliegues he usado la prebase de párpados de Too Faced, la cual podéis ver en un tarrito pues estaba en las últimas, y aun así, mirad si salió producto cuando la depoté.

Para las pestañas se ha venido conmigo esta minitalla de la máscara Roller Lash, de Benefit, que deja unas pestañas curvas y separadas y, lo mejor de todo, es fácil de desmaquillar, algo ideal (al menos para mí).

Por último, como no podía ser de otra manera, toca un poco de alegría en los labios, ya sabéis que soy muy de labios rojos, pero esta vez me he decantado… ¡por un labial llegado hace poco a casa! Es el tono 310 de los Velvet Passion de Kiko, es el primer labial que pruebo de esta marca y no descarto hacerme con más. Es un tono entre rosa y rojo (estos tonos no sé muy bien definirlos…), de acabado mate pero muy cómodo de llevar, pues no me reseca los labios y no noto demasiado que llevo los labios maquillados.

Y como una imagen vale más que mil palabras… ¿qué os parece si os dejo por aquí uno de estos mini videos que os gustan tanto? No siempre he hecho el mismo look, pero éste ha sido uno de los que más me ha gustado.

PD: En las fotos del post no salen tres productos que siempre vienen conmigo, aunque no les haya dado la importancia suficiente como para no salir en el post. Se trata del Make me brow de Essence para las cejas, últimamente tampoco les hago mucho más caso (aunque debería), un lápiz color beige para la línea de agua y un lápiz de ojos oscuro para marcar una fila línea a ras de pestañas superiores.

Os dejo un par de fotos del resultado del vídeo:

Y ahora sí, después de este rollo, ya sois conocedores de mi look más repetido estas vacaciones, ¿qué os parece? ¿Y vosotros, cuál ha sido vuestro look más usado? ¿Algún producto sin el que hayáis podido estar? Contadme más abajo, en comentarios.

Gracias por leerme! 😉

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *