Descubrimientos cosmética 2018

Descubrimientos cosmética 2018

En el post de hoy vengo a hablaros de mis descubrimientos de cosmética en 2018. ¡Qué difícil es recopilar en un solo post los productos que han sido descubrimiento durante todo un año! He intentado plasmar los motivos por los que estos productos me han conquistado, por eso ha quedado un poco largo el post, pero no quería dejarme nada en el tintero.

¡Vamos a ver qué productos he descubierto durante el 2018!

LIMPIADOR LIZ EARLE

Llegó a mi vida a través de mi amiga Car, pues fue la que me lo regaló, y, desde el primer momento, me enganchó. Fue mi toma de contacto con las muselinas. Hasta entonces, nunca había utilizado este tipo de limpiadores, más parecidos a cremas, pues no hace espuma, y tengo que decir que me he aficionado a ellos. En mi cabeza no cabía la posibilidad de que algo que no hiciera espuma limpiara, sin embargo, ahora estoy encantada con utilizar limpiadores faciales que son mucho más respetuosos con mi piel, la cual es un poco sensible, sobretodo en algunos momentos del año.

Además, este limpiador huele a eucalipto, pero nada exagerado, y deja una sensación super confortable en la piel. Os dejo aquí el post donde os hablo de él en profundidad. Su precio ronda los 18€ pero, para mí, compensa, al menos para utilizar los meses de invierno.

LIMPIADOR CERAVE

Y seguimos hablando de limpiadores. Se podría decir que el 2018 ha sido el año de probar limpiadores, no sé por qué pero me ha dado por ahí. Y claro, pasa lo que pasa, que encuentras uno que te enamora. Compré este limpiador recomendado por Aïna (ya os he hablado de ella por aquí alguna vez), se trata de un limpiador muy respetuoso con la piel, con ceramidas, perfecto para pieles secas y sensibles, no reseca nada, después de utilizarlo no tengo la necesidad imperiosa de ponerme algo sobre la cara porque no me tira nada, además su formato es genial para tener en la ducha y con un solo ‘pump’ es suficiente, así que cunde un montón.

Os dejo aquí el post donde os hablo de él, por si queréis saber más. Este bote ya está terminado y, cuando acabe los miles de limpiadores que tengo por casa a mitad, estoy segura de que repetiré con él. Cuando lo compré lo hice en Amazon, pero ahora ya se vende esta marca en farmacias, así que está mucho más accesible.  Si tenéis la piel un poco delicada, atópica, sensible o seca, os recomiendo que lo probéis.

MASCARILLA HIDRATANTE ORIGINS

Soy fan de las mascarillas hidratantes, siempre son bien recibidas por mi piel y, en el fondo, por cualquier tipo de piel, pues son un aporte extra de hidratación. El año pasado llegó a mi vida la marca Origins, y llegó pisando fuerte pues todo lo que he probado, me ha gustado. Entre los productos que compré (os dejo aquí el post donde os hablo de ellos) estaba esta mascarilla. Se trata de una cremita bastante fácil de aplicar y extender sobre el rostro y que huele de vicio a albaricoque. La dejas actuar sobre el rostro unos 10-15 minutos y, después, retiras el exceso con agua.

A mí, en lugar de retirarla con agua, me gusta eliminar el exceso y dejar el resto durante toda la noche. A la mañana siguiente, la piel se nota rellenada, está muy suave y más lisa. Podría asemejarse a la mascarilla hidratante de Caudalie, que os hablé de ella en este post, pero creo que, a día de hoy, me quedaría con la de Origins.  Si vosotros necesitáis un aporte extra de hidratación, sobretodo los meses de invierno, os recomiendo que probéis esta mascarilla. Su precio ronda los 25€ y puede comprarse en Sephora.

TOALLITAS NÄPS

Para mí, el mayor descubrimiento del año, sin ningún tipo de dudas. Desde que descubrí estas toallitas, no utilizo otra cosa, y tienen un millón de usos diferentes. Por si todavía no las conocéis, se trata de unas toallitas de viscosa biodegradable que vienen secas y prensadas, como si fueran pastillas. Una vez les añades un líquido, éstas empiezan a crecer y se convierten en unas toallitas de 25×25 listas para usar.

En mi caso, principalmente las utilizo para desmaquillarme. Aplico aceite desmaquillante en el rostro, humedezco la toallita Näps en agua y elimino los restos de aceite y maquillaje. Pero lo bueno no acaba aquí, y es que resulta que se pueden reutilizar, ya que, si pones la toallita debajo del grifo, se van todos los restos de maquillaje que tenía, quedando impoluta, es increíble, de verdad. Deciros que, generalmente, una toallita me dura para los cinco días de la semana, así que me diréis vosotras si merecen la pena.

Otros usos que les doy, por ejemplo, es para eliminar las mascarillas del rostro. Pueden comprarse en la propia página web de la marca y en los diversos puntos de venta que tienen (en la página web aparecen, por si queréis echarle un ojo). Son geniales también para pieles sensibles como la mía, así que lo tengo claro, han llegado a mi vida para quedarse.

AUTOBRONCEADOR ST MORIZ

El otro descubrimiento del año, y eso que nunca he estado muy obsesionada con eso de estar morena, pues tengo asumido que mi color es blanco nuclear, pero aún así, es cierto que, con un poquito de color me veo mejor, y más si no estamos poniendo en peligro nuestra salud. Tengo que reconocer que era reacia a probar los autobronceadores, fundamentalmente porque no confiaba en mi destreza de aplicarlo de manera uniforme. Sin embargo, este formato me parece super fácil de aplicar y, además, después de haberlo usado, confirmo que no queda a parches.

Lo que más me gusta de este producto, además de que es muy fácil de aplicar, no gotea y no queda a parches, es el tono tan natural que deja. Aunque ponga que es médium, yo soy muy blanca y deja un tono dorado muy natural, pero nos permite olvidarnos de ese blanco nuclear. Además, va desapareciendo gradualmente con las duchas y, en 3-4 días desaparece, que tampoco me parece mal.

Después de descubrir este producto, se acabó esperar a ponerme falda cuando llegue el calor hasta que coja un poco de color, por supuesto, mucho mejor para nuestra piel. Compré el producto en Primor y, si no recuerdo mal, me costó 9€ el spray y 4-5€ la manopla.

 

BODY YOGURT TBS

Como buena loca de las cremas corporales, y teniendo en cuenta que mi crema hidratante corporal favorita son las mantecas de The Body Shop, tenía que probar la nueva versión que sacaron, de cara al verano, y ¡menudo descubrimiento! Es el producto perfecto para los meses de verano, donde aprieta el calor y aplicarse las mantecas puede parecer un suplicio. Os enseño fotos del producto que tenía por casa, pues esta hidratante la acabé ya hace unos meses, pero quedó grabada en mi mente, así que, este año, cuando venga el calor, compraré otra, seguro 100%.

La textura es tipo yogurt, su nombre es muy acertado, como si fuera un poco gelatinoso, se aplica fácilmente, se extiende sin problemas y, lo mejor aún, se absorbe enseguida. ¡Ah, no! Lo mejor no es eso, lo mejor es que, a pesar de tener una textura tan ligera y absorberse tan rápido, ¡hidrata una barbaridad! Sí, si vuestra piel es seca y sois muy perezosas para aplicaros crema, os invito a que probéis este formato. Además, tiene varios olores, para todos los gustos. Su precio es de 10€ y trae 200 ml.

EXFOLIANTE TROPICAL COCONUT DE ZIAJA

Si me seguís por aquí, sabréis de sobra que mis exfoliantes corporales favoritos de todos los tiempos son los de Rituals, pero no tanto su precio. Pues bien, gracias a mi compi Lidia, descubrí una versión low cost que, aparte de que huele de vicio, no tiene nada que envidiar al de Rituals. Se trata del exfoliante Tropical Coconut y podríamos decir que es el verano encerrado en un tarro, por eso, ahora mismo lo tengo guardadito en el cajón esperando a que llegue el buen tiempo.

Lo que me gusta de este exfoliante no es solo su gránulo, que es azúcar, sino el aceite que va acompañando al gránulo. Es muy agradable de utilizar y, además, deja la piel suave e hidratada, igual que me pasa con los exfoliantes de Rituals. El bote trae 100 ml y su precio son 3,49€. No hay mucho más que decir, ¿verdad? Por si alguien no está familiarizado con los exfoliantes de Rituals, su precio ronda los 20€ por 200 ml, que sí, que los seguiré comprando, pero he encontrado la versión low cost que puedo usar con ‘menos control’.

CREMA DE MANOS DE ALMA SECRET

Como ya os he comentado en alguna ocasión, utilizo todos los días crema de manos, de hecho, tengo pendiente haceros algún post en el blog hablando sobre esto. Cuando probé esta crema de manos, me enamoró desde el minuto uno, fundamentalmente por el olor. Entre sus ingredientes encontramos Vainilla y sándalo, así que os podéis hacer una idea del olor. Yo lo definiría como vainilla especiada, me encanta este tipo de olor, además perdura bastante en las manos.

Su textura es bastante untuosa, así que con muy poca cantidad es suficiente y, aunque pueda parecer por lo que os digo que deja sensación aceitosa, para nada, se absorbe bastante rápido y perdura la sensación de hidratación durante horas. Este efecto hidratante es gracias a la manteca de karité, aceite de aguacate y escualano, entre otros. Estoy segura de que os hablaré de ella en profundidad más adelante en el blog. Su precio, para el tamaño de 100 ml, es de 15€, pero también tiene 30 ml. Se puede comprar en la página web de Alma Secret, os dejo aquí el link.

TONICO 100% MAR DE DMK

Tenía muchas ganas de probar esta línea de Desmokosmetic, pues había oído muy buenas críticas, y no puedo estar más de acuerdo. Gracias al evento organizado por Valencia Beauty hace unos meses, tuve la oportunidad de probar toda la línea, y me ha sorprendido gratamente. Tanto es así que el tónico se ha ganado un huequito en este post.

Por si no lo sabéis, generalmente suelo utilizar los tónicos pulverizándolos sobre el rostro, así que pasé un poco de producto a un bote más pequeño con pulverizador, así evito usar algodones o arrastrar el producto sobre mi piel. Pero si te gusta usarlo con algodón (o con una näps, que, si no lo has probado, no sé a qué estás esperando…), el formato del bote es perfecto, no había probado este tipo de packaging y me ha enamorado (el de agua micelar es igual y sí lo utilizo, con una toallita näps, es maravilloso el combo).

Este tónico está formulado 100% con agua de mar y ayuda a unificar el tono, eliminar imperfecciones, tiene acción reguladora del sebo y, además, regenera. Es cierto que, ahora mismo, con estos fríos de la muerte, mi piel necesita la máxima hidratación y, aunque contenga clicerina, necesito un tónico que sea un poco más hidratante, así que lo tengo apartado, pero durante los meses que lo usé, me encantó, y lo recomiendo, sin duda y especialmente, para aquellas pieles mixtas o grasas. Yo lo retomaré cuando pase el invierno, pero es un producto de 10. Su precio es de 12€, trae 230 ml y puede comprarse en diversas farmacias online.

CITRIATE DE NEOSTRATA

Ya sé que todos los productos que salen en este post han sido descubrimientos del 2018, pero es que este producto me parece especialmente sorprendente. Mi amiga Car había probado Citriate de Neostrata cuando tenía la piel con textura y ‘un poco rara’, y le fue genial, así que cuando vi en el Instagram de Genoveva (farmacia La Esparteria, te dejo aquí el link a su Instagram) que tenían un pack de tratamiento completo con Citriate, ampollas de vitamina C y mascarillas peel off de Endocare, no lo dudé y lo compré.

Los resultados son maravillosos, me parece un tratamiento perfecto para hacer, por lo menos, una vez al año, especialmente después del verano, cuando el sol ya no pega tanto, para recuperar un poco la piel después de los meses de calor y sol. Tened en cuenta que es un tratamiento con ácidos, por lo que no está recomendado para todas las pieles, si no habéis usado nunca ácidos y decidís probarlos, yo lo aplicaría primero en una zona pequeña del rostro, a ver si os hace reacción u os escuece o pica demasiado. En mi caso, iba con un poco de miedo, pero me fue bien, solo picó un poco al aplicar, pero es muy soportable.

El tratamiento completo que nos plantea Cantabria Labs dura cuatro semanas y se aplica una vez a la semana. Con la combinación de los ácidos, las ampollas de vitamina C y las mascarillas peel off conseguí que mi piel estuviera muy luminosa, la textura muchos más lisa y suave. Podría haber usado otra caja en el mes siguiente, para conseguir mayores efectos, pero como tenía otros ácidos en casa, decidí no repetir y gastar los productos que tengo.

Tengo claro que, cuando necesite una renovación de piel o tratamiento puntual, repetiré con él. Yo compré el pack en la página web de la farmacia La Espartería y me costó, si no recuerdo mal, sobre 28€.

CONTORNO VITAMINA C DE KIEHLS

Vamos cumpliendo años y la zona del contorno de ojos empieza a reflejarlo. En mi caso, tengo algunas líneas de expresión y estoy intentando mantenerlas a raya, siendo consciente de que el paso del tiempo es una realidad (bendita realidad), y, después de buscar muchos contornos de ojos con tratamiento, decidí probar éste de Kiehl’s. Poco os voy a contar sobre él, lo mejor es que le echéis un vistazo al post que escribí hace unas semanas y donde aporto toda la información sobre él.

Puede comprarse en las tiendas y stands de Kiehls, así como en su página web, y su precio es de 43€ (siempre aprovecho para comprar los productos de esta marca cuando hacen el Kiehls and family, dos veces al año que suelen ser en mayo-junio y en septiembre-octubre, porque hacen un 20% a todos sus productos).

Y hasta aquí el post de hoy. Este año ha sido un año de grandes descubrimientos que, creo, muchos de ellos, han llegado para quedarse. ¿Coincidimos en alguno? ¿Cuáles han sido tus descubrimientos en cosmética? Cuéntamelo, más abajo, en comentarios.

Gracias por leerme! 😉

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *